Calientamanos

No, con calientamanos no me refiero al juego de darse con las manos hasta que estas quedan rojas. Juego que, por cierto, no os lo recomiendo si no queréis haceros un esguince en algún dedo. Me refiero a unos bolsas, que hasta hace nada no sabía ni que existían, que mediante una reacción química desprenden calor y son perfectas para estos meses, ahora que ya empieza a hacer frío.

Continuar leyendo “Calientamanos”